PT-PSDB: Más acuerdos para encubrir corrupción

A- A A+

Traducido por Enrique F. Chiappa

El proceso de degeneración del parlamento en Brasil es algo tan notable cuanto la descomposición del propio Estado brasileño en su conjunto. No podría ser diferente, la condición semicolonial a que estamos sometidos no podría resultar en otra cosa, en el caso del Congreso Nacional, que no fuese una casa homologadora travestida de parlamento.

Representantes de verdaderas mafias, en que se dividen las clases explotadoras de nuestro pueblo, sumados al bando de oportunistas nacido del sindicalismo cobarde y de las tropas clericales, trotskistas y revisionistas conforman el cuadro monopartidista, encubierto por la ensalada de siglas, cuya identidad programática es la completa sumisión al imperialismo con su política de subyugación nacional y explotación de los trabajadores y del pueblo en general.

Como ya dijo Fernando Henrique Cardoso, entre PT y PSDB no hay diferencias ideológicas sino apenas disputa de poder. Son, en fin, fuerzas políticas a las cuales está destinada la tarea de reestructurar ese viejo Estado para impulsar el enfermo y crónicamente en crisis capitalismo burocrático. Y desempeñan su papel según los intereses de las fracciones de la gran burguesía (la compradora y la burocrática) y de los latifundistas que ellos, en cuanto fuerzas políticas, representan.

A servicio de las fracciones de las clases dominantes, los grupos de poder (los partidos oficiales y sus grupos internos) traban una exasperada disputa por las sobras de la rapiña imperialista. Recién llegados y candidatos a nuevos ricos, los integrantes de las fracciones del PT y secuaces se revelan prontamente precoces en el oficio de dividir el botín palaciano. Cada CPI (comisión parlamentar de investigación) significa una redistribución de la mamada y no su fin.

La corrupción y el saqueo pueden ser divididos entre al por mayor y minorista. Al por mayor son tratados como cuestión meramente técnica, es rapiña en alto nivel. El pillaje de la nación aparece reglamentada a través de leyes, decretos y porterías creando o reglando cosas como superávit fiscal, privatizaciones, remesa de lucro, intereses de la deuda externa, cambio flexible, alquiler de florestas, subastas de pozos de petróleo y de estradas, PPP’s, PAC, fin de derechos laborales y de seguridad social etc.

Sobre estos asuntos, se constituye un verdadero absurdo esperar cualquier posibilidad de cuestionamiento a través de CPI’s, por que como sabemos van a acabar en nada.

Como los beneficiarios de estos actos lesa-pueblo y lesa-patria son, generalmente, el sistema financiero, las trasnacionales, la gran burguesía nativa y los latifundistas, cualquier mención o crítica enfrenta rápidamente el fuego de obstaculización del monopolio de comunicación, su perro de guardia.

Para concentrarnos en un hecho: Luiz Inácio proclama a los cuatro vientos la mentira descarada del fin de la deuda externa (en dólar, cada vez más desvalorizado) en deuda interna (real más valorizado) La deuda interna atinge hoy la cifra de 1,4 billones (trillones en el original [N del T])  de reales y por ella el gobierno paga la más alta tasa de intereses del mundo. Por eso el espectáculo del crecimiento del lucro de los banqueros en 2007. El lucro de 31 bancos que operan en el país creció 43,3%; lucraron R$ 34,4 mil millones! . Es un fraude para beneficiar los banqueros como jamás se vio en la historia del país. Y los monopolios de comunicación, claro, festejan el progreso de la nación...

Con respecto a los minoristas, la corrupción, generalmente levantada por los mismos órganos de prensa de los monopolios que no dicen nada del pillaje al por mayor, se destina al famoso caja dos para financiar la campaña de las farsas electorales y para la formación de fortunas personales. Por eso del pugilato y bofeteo para ocupar los cargos ejecutivos de los ministerios.

Algunas veces la "denuncia" tiene por objetivo librarse de un ocupante de un determinado cargo para poder ocupar su lugar y continuar practicando el mismo robo defenestrado.

Correos, mensalón, bingos, ambulancias, Gautama, ONG’s son algunos de los escándalos que ocupan grandes espacios en los medios(monopolio) de comunicación para enseguida desaparecer en el aire con la llegada de uno nuevo.

Las tarjetas de crédito corporativo del gobierno son la última. Los ministros Matilde Ribeiro-PT (Igualdad Racial), Orlando Silva-PcdoB (Deportes) y Altemir Gregolin-PT (Pesca) están bajo investigación de la Controladoría General de la Unión (CGU) con sospecha de uso ilegal de la tarjeta para compras en free-shop, cervecerías, etc...

Autorizados desde 1995 e instituidos en 2001, todavía en la gestión Cardoso, las tarjetas entraron en funcionamiento en el primer año de la administración Luiz Inácio. El objetivo era favorecer el sistema financiero con la sustitución de las cuentas "tipo B", por las cuales el funcionario recibía dinero y después comprobaba gastos. Ahí surge el  nudo que no puede ser desatado bajo pena de comenzar a estirar la cuerda de la podredumbre, o por lo menos parte, de las dos administraciones.

Para asegurar que no se investiguen los ilícitos, inclusive de Luiz Inácio y su familia, el relator de la CPMI, diputado petista Luiz Sergio, defiende el inicio de las investigaciones a partir de 1998 (en la gestión de FHC). Para él los gastos de Cardoso son una verdadera "caja negra": "Desde la creación de las tarjetas, los gastos realizados a partir de las cuentas tipo B suman cerca de R$ 1 mil millones. En tarjetas se gastó algo en torno de R$ 160 millones. Todas las luces fueron dirigidas a apenas aquello que constituye la menor parte" (blog de Josias). Sobre los gastos secretos de Luiz Inácio no dijo nada.

El hecho es que el intercambio de chantajes, nuevamente, posibilitó el entendimiento en el peor estilo mafioso, como ya había ocurrido con el "mensalón".

Instaurado el clima para la connivencia, la senadora Marisa Serrano del PSDB (presidente de la CPI ya como parte del acuerdo) negó que tenga como prioridad investigar las denuncias de irregularidades en el uso de la tarjeta por integrantes del actual gobierno. Dijo también que va a trabajar para garantizar la independencia en las investigaciones – ya que dividirá el comando de la CPI con el diputado petista Luiz Sérgio (su relator). Y para mantener las apariencias de cosa seria, la senadora dijo estar dispuesta a investigar eventuales irregularidades cometidas en la gerencia Cardoso (PSDB), además de las denuncias que atingen el actual gobierno.

"El objetivo fue armonizar el clima de trabajos en el Senado. El entendimiento en política es fundamental" dijo Juca, el líder del gobierno en el Senado, después de hacer las tratativas del pacto de no-agresión entre PT y PSDB.

Maquinación antigua

Al escribir la carta a los brasileños, el PT, en las vísperas de la elección de 2002, asume el programa del PSDB y deja de ser un partido de oposición a su proyecto "neoliberal". Así al asumir la gerencia del Estado semicolonial brasileño, dando continuidad a la administración Cardoso, no habrían motivos para PSDB y PFL pasaren a hacer oposición. Sería un verdadero absurdo posicionarse contra sus propias propuestas, sobretodo cuando Luiz Inácio consiguió aprobar las medidas que Cardoso no consiguiera pasar en el Congreso frente a la oposición del PT.

Las muchas semejanzas y pocas diferencias entre las dos siglas se evidencian más en las actuales relaciones de concubinato entre Aécio Neves y Fernando Pimentel (intendente de Belo Horizonte) teniendo en vista una composición entre PT y PSDB para la disputa de la prefectura de la capital minera.

¿Donde está la "oposición"?

Luiz Inácio va al interior de Ceará, estado donde PT y PSDB están mancomunados desde 2006, para decir que la oposición no lo deja gobernar. Debe haber sufrido una insolación para llamar de oposición a los patronos de su programa de gobierno.

La docilidad conseguida de los "seiscientos vantajeros" para con su gerencia a costa de la aplicación de las determinaciones del FMI y del Banco Mundial; la corrupción a través de enmiendas del Orzamento (Presupuesto), mensalones y tarjetas corporativas, etc. Y más el derrame de ríos de dinero, con propaganda paga a los monopolios de comunicación y al chantaje practicado contra millones de personas tiradas contra los límites de la miseria absoluta, al atarlos a la bolsa-limosna. Con ese "parlamento" y los "medios de comunicación" tan eficientes todo queda bien. E para acabar, no faltan tampoco, los analistas de encomienda para anunciar el "efecto teflón" para decir que ni mismo los escándalos de la corrupción más evidente pegan en Luiz Inácio.

La historia acostumbra dar otro tratamiento al fraude y farsantes de ese tipo. La situación revolucionaria en desarrollo en América Latina y en Brasil, más temprano de lo que se piensa, desnudará a todos estos impostores que cabalgan las masas a servicio de sus amos imperialistas, sean yanquis, europeos o similares.


Traducciones: enriquerjba@gmail

Assine já!

Receba quinzenalmente a edição impressa
do Jornal A Nova Democracia no seu endereço
e fortaleça a imprensa popular e democrática.

Endereços


Jornal A Nova Democracia
Editora Aimberê

Rua Gal. Almério de Moura 302/4º andar
São Cristóvão - Rio de Janeiro - RJ
CEP: 20.921-060
Tel.: (21) 2256-6303

Comitê de Apoio em São Paulo
Rua Silveira Martins 133 conj. 22 - Centro
Tel.: (11) 3104-8537

Comitê de apoio em Belo Horizonte
Rua Tamoios nº 900 sala 7
Tel.: (31) 3656-0850

EXPEDIENTE

Diretor Geral 
Fausto Arruda

Editor-chefe 
Mário Lúcio de Paula
Jornalista Profissional
14332/MG

Conselho Editorial 
Alípio de Freitas
Fausto Arruda 
José Maria Oliveira
José Ramos Tinhorão 
José Ricardo Prieto 
Henrique Júdice
Hugo RC Souza
Mário Lúcio de Paula
Matheus Magioli
Montezuma Cruz
Paulo Amaral 
Rosana Bond 
Sebastião Rodrigues
Vera Malaguti Batista

Redação 
Ellan Lustosa
Mário Lúcio de Paula
Patrick Granja
Rafael Gomes Penelas

A imprensa democrática e popular depende do seu apoio

Leia, divulgue e conheça. Deixe seu nome e e-mail para se manter informado
Please wait