Acto condena Estado asesino por la criminalización de la pobreza

A- A A+

El auditorio del Sindijustiça, en el centro de Río de Janeiro, fue escenario en el último 23 de enero, de un acto público, convocado por el Centro Brasileiro de Solidaridade aos Povos, contra la criminalización de la pobreza y de las luchas populares. Varias entidades y movimientos democráticos que, así como el Cebraspo, trabajan aguerridamente por el derecho del pueblo a luchar por sus derechos, dieron su contribución.


Alípio de Freitas, um dos fundadores das Ligas Camponesas, prestou emocionante depoimento

Entre los movimientos y organizaciones presentes estaban la IAPL (Asociación Internacional de Abogados del Pueblo), el IDDH (Instituto de Defesa dos Direitos Humanos), el ICC (Instituto Carioca de Criminologia), la Rede de Comunidades y Movimentos Contra a Violência, la Liga Operária, la Liga dos Camponeses Pobres, el Núcleo de Advogados do Povo, el Movimento Feminino Popular, el Movimento Estudantil Popular Revolucionário, la Associação Nacional de Anistiados Políticos Jubilados y Pensionistas. Además de esas organizaciones, participaron estudiantes, trabajadores y varios otros sectores democráticos e liderazgos populares como los del Morro do Estado (Niterói), Chapéu Mangueira y Cantagalo (Copacabana) también estuvieron presentes para dar sus testimonios y manifestar su indignación ante el creciente proceso de criminalización y exterminio de la pobreza, característico de este empodrecido Estado brasileño.

Al frente, dos viejos combatientes que lucharon contra la gerencia militar, enfrentando torturas, prisiones y otras agresiones, pero que, hasta los días hoy, se mantienen firmes en la lucha.

— Antes de todo, a mí me gustaría prestar un homenaje a los compañeros que cayeron durante la dictadura, construyendo la guerrilla del Araguaia y la guerrilla urbana, de la cual yo participé. Tantas personas extraordinarias fueron muertas. Pero lo que más me decepciona son algunos de los supervivientes que, vergonzosamente, capitularon y, hoy, están comandando el Estado y atacando el pueblo. — Dijo el ex-militante de la VAR-Palmares Hélio Silva, que abrió el acto, exigiendo punición para los torturadores y demás criminales que atacaron cruelmente la organización del pueblo durante el régimen militar fascista.

Mientras hablaba, Hélio era observado de cerca por José Maria de Oliveira, otro incansable combatiente comunista que luchó con armas, uñas y dientes contra la explotación del hombre por el hombre desde el régimen fascista de Vargas. Hoy, con 84 años, mantiene inalterados sus principios revolucionarios.

— Es un imperativo de mi conciencia que no me calle ante las cobardías de los oficiales de las fuerzas armadas brasileñas que tuve que presenciar en las prisiones y en las cámaras de torturas por las que pasé. Nadie que no estuvo preso en la época es capaz de saber hasta qué punto va la crueldad del ser humano. Oficiales del ejército llegaban al punto de dar carcajadas histéricas durante la tortura. Ellos tenían placer en torturar. No consigo comprender como esas criaturas conseguían mirar en los ojos de sus hijos — denunció José Maria.


O Ato contou com a participação de várias entidades democráticas

Después de los emocionantes testimonios de esos dos cuadros de la vieja guardia revolucionaria de nuestro país, Rafael Borges, representante del ICC — Instituto Carioca de Criminologia — presentó estadísticas contundentes sobre la violencia policial en Río que desenmascaran las gerencias asesinas de Cabral y Luiz Inácio y muestran la escalada fascista emprendida por el viejo Estado.

Gerson Lima, dirigente de la Liga Operária condenó el saqueo promovido por el imperialismo en el país y las torturas y asesinatos cometidos por las gerencias de turno a su servicio.

Maurício Campos, de la Rede de Comunidades y Movimentos Contra a Violência resaltó la importancia del acercamiento entre las organizaciones de lucha en defensa de los derechos del pueblo.

— Hoy, el término 'criminalización de la pobreza' suena débil delante del cuadro de represión y matanza diaria de pobres. Lo que vemos son índices de guerras de exterminio. El Estado promueve una guerra preventiva contra el pueblo pobre, con el objetivo de anular las posibilidades de organización y rebelión populares. — afirmó.

La habitante del Morro do Cantagalo, Deize Silva de Carvalho, en su habla recordó su hijo Andreu Luís da Silva Carvalho, torturado hasta la muerte por seis agentes del Degase (Departamento General de Acciones Socioeducativas), en el interior del CTR — Centro de Triagem.

— Después de su muerte, fui llamada al gabinete de Benedita para una audiencia, donde quisieron callar mi boca ofreciendo empleo para mi hija. Un absurdo. Pero no voy a desistir de luchar. Yo le dije a Benedita para avisar a Sérgio Cabral que mi mayor miedo ya pasó, que era el de perder mi hijo, ahora ya no tengo miedo de nada. El fiscal del caso de la muerte de mi hijo dijo que los 11 testimonios de jóvenes relatando su tortura y muerte no valían nada delante de lo que dijeron los agentes que asesinaron Andreu, que la palabra de un menor infractor no tenía valor. ¿Qué justicia es esa? — pregunta la incansable luchadora.

El viñetista Carlos Latuff, autor de importantes denuncias a través de sus dibujos — también dio su testimonio, relatando las persecuciones que ya sufrió por cuenta de su arte y su memoria de los compañeros muertos por el latifundio.


Hélio Silva, sentado, ex-militante da VAR-Palmares, dá início ao Ato

— Yo anduve con el Sabiá [Élcio Machado, dirigente de la LCP de Rondônia], conversé con él y, dos meses después, veo el compañero muerto, con varias señales de tortura. El caso sólo ganó visibilidad después que divulgamos el dibujo que hice, mostrando dos cuerpos estirados en el suelo, esposados. El Estado se quedó muy incomodado con el dibujo y la prensa de Rondônia omitió el hecho y sólo se pronunció después de la divulgación del dibujo, aún así, solamente para atacarlo — dijo Latuff, seguido por las palabras de Rosa Souza, del Movimento Feminino Popular, que en su habla denunció la criminalización del aborto.

— Centenares de mujeres están siendo procesadas en Mato Grosso do Sul por   cometer el 'crimen' de que ejercer el derecho sobre su propio cuerpo. Miles de hijas del pueblo mueren en el transcurso de abortos realizados en salas clandestinas, bajo las peores condiciones de higiene mientras las mujeres burguesas realizan el aborto en clínicas particulares — resaltó.

En su testimonio, el vicepresidente de la Associação Internacional dos Advogados del Pueblo, Júlio Moreira, exigió la interdicción del presidio Urso Branco — visitado por la misión de la IAPL en diciembre de 2008 — y también recordó los campesinos muertos por el latifundio en Rondônia el mes de diciembre.

— Uno de los campesinos ejecutados en diciembre, Gilson Gonçalves, durante la visita de la IAPL a Rondônia en 2008, hizo denuncias graves contra el latifundista Dílson Cadalto. Pero murió luchando por la verdadera justicia, la justicia para el pueblo. Eso todo acontece porque esas leyes no sirven al pueblo. No van a haber cambios sociales por intermedio de las leyes burguesas — afirmó el abogado del pueblo.

Daniel Bezerra, del IDDH — Instituto de Defesa dos Direitos Humanos — dijo que no existe guerra en Rio, y sí exterminio y que sus motivaciones son las mismas de los ataques a los campesinos en el norte del país.

Enseguida, el abogado del pueblo Felipe Nicolau defendió la necesidad de una organización de abogados para apoyar la lucha del pueblo pobre.

— Hemos defendido la causa del pueblo en el campo y en la ciudad, pero principalmente el movimiento campesino combativo, que es atacado por el latifundio, en especial en la región Amazónica — puntúa.

Nilo Hallak, miembro de la Comisión Nacional de la Liga de los Campesinos Pobres, atacó la política de contrainsurgencia de este Estado.

— Esa política de criminalización tiene carácter contrainsurgente, pretende eliminar los luchadores del pueblo. Criminalizan para intentar tildar los luchadores del pueblo de delincuentes. Noten bien que la reacción paró de hablar en 'guerrilla', paró de hablar en 'lucha armada', pasó a llamar los compañeros de la LCP de delincuentes. Al contrario de lo que aconteció el año pasado, hicieron un gran esfuerzo para criminalizar la lucha. Fue dicho que el latifundio tiene pistoleros y que la Liga también tiene pistoleros, y por eso mueren de los dos lados. ¡Eso es mentira!

Por último, otro viejo y valeroso cuadro de la resistencia contra el régimen militar, uno de los fundadores de las Ligas Camponesas al lado de Francisco Julião, pidió la palabra. Alípio de Freitas, también conocido como 'padre' Alípio, compareció al acto atendiendo a la invitación de sus viejos camaradas de lucha y prestó emocionante testimonio.

— Es claro que esta situación que ahí está se debe a este Estado, que es un Estado burgués, y aún más, un Estado burgués-latifundista. Nadie criminaliza las asociaciones de industriales. Pero se criminaliza los sindicatos y organizaciones de trabajadores. Nadie criminaliza las asociaciones de latifundistas que persiguen, asesinan y matan los líderes y organizadores de los trabajadores del campo. Los que esperan que los cambios vengan del Congreso, están engañados, es una gran mentira. En el Congreso está asentada toda la mentira. ¿Cómo harán reformas aquellos que estuvieron al lado de la dictadura, sus apaniguados, aquellos que concertaron con la dictadura? Yo me quedé felicísimo porque pensé que por un tiempo las Ligas Campesinas habían acabado. Estoy viendo que ahora en muchos lugares está surgiendo la Liga de los Campesinos Pobres. Esas luchas son más duras ahora. Y lo peor de todo es que no enfrentamos un gobierno claramente represor. Ellos se dicen progresistas, se dicen de izquierda, matan como mataban los del gobierno derechista, torturan como torturaban en la dictadura, las policías son las mismas.

Cebraspo a la altura de las luchas del pueblo

El 1º Seminario Nacional de Organización del Cebraspo tuvo inicio con un balance del desarrollo de la situación política y de su intervención. Enseguida fue discutida la organización del Cebraspo en núcleos regionales y una planificación mínima para la coordinación de esos núcleos en su actuación en las esferas nacional e internacional.

La plenaria inicial debatió el cuadro de efervescencia del movimiento campesino combativo, que bajo el cerco enemigo y enfrentando campañas de difamación y criminalización, y la acción sanguinaria de los bandos de pistoleros a sueldo del latifundio, avanza con la lucha tomando la tierra, repartiéndola y elevando cada vez más la bandera de la Revolución Agraria. Debatió, también, la situación de los trabajadores de las ciudades, particularmente de los barrios pobres y favelas, con los recientes levantamientos de São Paulo contra las agresiones policiales e inundaciones, y en Río de Janeiro, donde los habitantes de las favelas enfrentan el genocidio cotidiano practicado por las fuerzas de represión, la invasión de los Morros con las Unidades de Policía "Pacificadora", el fascista "Choque de Orden", entre otras.

Fue unánime la definición por la necesidad de una fuerte campaña por la punición de los torturadores y asesinos del régimen militar, asumiendo la bandera de la defensa de los combatientes de la resistencia, la reanudación de la memoria de los que tumbaron y la lucha de los que permanecieron vivos sin capitular. En su balance, el Cebraspo evalúa este último punto como una de sus debilidades, punto que carece mayor atención y empeño de su militancia, no solamente para la denuncia de los crímenes del pasado cometidos por el viejo Estado, pero también por la tortura y genocidio que ocurre hoy, practicado con el respaldo y complicidad de la gerencia de turno con Luiz Inácio a su cabeza.

Los principales núcleos de trabajo del Cebraspo, desde el más antiguo y de donde irradió todo el trabajo, en Rio de Janeiro, pasando por Rondônia, Pará, Nordeste (Pernambuco, Alagoas, Rio Grande do Norte, Paraíba y Ceará), São Paulo, y Paraná, además del trabajo de propaganda y solidaridad movido en otras regiones, presentaron informes sobre el trabajo y apuntaron las perspectivas para dar un salto en su organización.

Surge la Asociación Brasileña de los Abogados del Pueblo

Los Advogados do Povo de Brasil, cuyo trabajo abnegado junto a los luchadores del pueblo ya fue incontables veces relatado en las páginas de AND como en los casos de la liberación del campesino de Rondônia, el Ruço, la liberación del líder campesino de Pernambuco, José Ricardo, las misiones de investigación y solidaridad al movimiento campesino entre otras, dieron un salto en su organización. Durante el seminario de organización del Cebraspo, en el cual los abogados del pueblo participaron de la discusión sobre la situación política y el balance de las luchas, en uno de los momentos, ellos se reunieron a parte y decidieron por la creación de la Associação Brasileira dos Advogados do Povo — ABRAPO que cumplirá el papel de aglutinar aquellos abogados que actúan en el campo y en la ciudad al frente de la defensa jurídica de los luchadores del pueblo.

Fruto de la acumulación del trabajo entre las masas, principalmente junto al movimiento campesino combativo, de la lucha contra el oportunismo y por seguir cumpliendo con las directrices de la Asociación Internacional de los Abogados del Pueblo — IAPL, organización a la cual los Abogados del Pueblo de Brasil son vinculados y tienen entre ellos su vicepresidente, el Dr. Júlio Moreira, fue dado el paso decisivo para la creación de la Asociación.

Como resultado de los debates, fue redactada y presentada una declaración de principios que norteará su organización, que desde ya iniciará sus trabajos asumiendo la defensa de los asesores de la LCP del Norte de Minas y Sur de Bahia detenidos arbitrariamente en Manga en enero último (ver nota en la página 8).

 

Traducciones: Este endereço de email está sendo protegido de spambots. Você precisa do JavaScript ativado para vê-lo.

Edição impressa

Endereços

Jornal A Nova Democracia
Editora Aimberê

Rua Gal. Almério de Moura 302/4º andar
São Cristóvão - Rio de Janeiro - RJ
Tel.: (21) 2256-6303
E-mail: [email protected]

Comitê de apoio em Belo Horizonte
Rua Tamoios nº 900 sala 7
Tel.: (31) 3656-0850

Comitê de Apoio em São Paulo
Rua Silveira Martins 133 conj. 22 - Centro
Reuniões semanais de apoiadores
toda segunda-feira, às 18:45

Seja um apoiador você também!

Expediente

Diretor Geral 
Fausto Arruda

Editor-chefe 
Matheus Magioli Cossa

Conselho Editorial 
Alípio de Freitas (In memoriam)
Fausto Arruda
José Maria Galhasi de Oliveira
José Ramos Tinhorão 
José Ricardo Prieto
Henrique Júdice
Hugo RC Souza
Matheus Magioli Cossa
Montezuma Cruz
Paulo Amaral 
Rosana Bond

Redação 
Matheus Magioli Cossa
Ana Lúcia Nunes
Matheus Magioli
Rodrigo Duarte Baptista
Vinícios Oliveira