Espíritu empresarial: Como facturar mucho con un templo

https://anovademocracia.com.br/94/11b.jpg
https://anovademocracia.com.br/94/11b.jpg

Espíritu empresarial: Como facturar mucho con un templo

Print Friendly, PDF & Email
http://jornalzo.com.br/and/wp-content/uploads/https://anovademocracia.com.br/94/11b.jpg
Dízimo diferente: o ego é ‘purificado’ pela cabeça

Para aquellos que carecen de cualquier tipo de restricción moral o ética, trabajar en el ramo de la religión es una óptima opción. Además de los logros propios del emprendimiento, totalmente libres de impuestos, es posible integrar esta actividad con la política, las artes etc. potencializando los beneficios.

En la mayoría de los casos los emprendedores de este sector tratan de enfocarse en un público albo. Algunos prefieren abrir las puertas de sus templos solamente para nuevos ricos y celebridades. Otros se especializan en el segmento gay, en la “clase media” etc. En general, lo más importante es asegurar las contribuciones del llamado diezmo por medio de un carné, y después intentar recaudar algún valor extra.

A los trabajadores más pobres, la primera directiva dada es en el sentido de que dejen de ir a los estadios de fútbol y que paren de tomar una cerveza con los amigos en los finales de semana. Al desistir de esos momentos de ocio, astutamente calificados de pecado, la víctima recibe la segunda directiva: donar el dinero que no gastó en su diversión para el emprendedor.

En líneas generales, estos son los parámetros con que se trabaja en el mercado brasileño.

Pero, imaginad un lugarejo paupérrimo, donde los miserables casi no tienen  que comer, y ni fuerzas para trabajar. ¿Es posible quitar de aquellos que no tienen nada? Sería cómo extraer agua de las piedras. Ciertamente nuestros mediáticos pastores desistirían de tal desafío, ningún curita metido a cantante vería futuro en tal iniciativa. Sin embargo, la respuesta es sí. Es viable ganar mucho dinero con un templo dedicado a los miserables y la prueba de esto viene de la India.

Y que nadie imagine que el negocio consiste en pedir contribuciones al exterior para ayudar a los pobres y después adueñarse de los donativos. Eso sería bajo, mezquino. La idea es más sofisticada, requiere cierta logística, pero funciona.

Entre los hindúes la religión los lleva a cumplir con el ritual de visitar el templo de Tirumala  algunas veces en la vida. El llamamiento es tamaño que los que viven distante no dudan en recorrer centenares de kilómetros. Todos los años llegan miles de personas. Cada peregrino, al entrar en el templo, se le rapa la cabeza. Donando el cabello a la deidad (dios) se estaría renunciando al ego; ese sería el pecado local a ser combatido. Son 650 peluqueros 24 horas por día. Niño o adulto, mujer u hombre todos entran cabelludos y salen pelados. Sin más, satisfechos por haber cumplido con la misión sagrada, ya pueden iniciar el camino de vuelta.

Son recogidos 400 kg de cabello diariamente. Allí mismo en el templo es lavado, secado e inmediatamente después, subastado.

Poco tiempo después, con esa materia prima de alta calidad son confeccionados las perucas, apliques y mega hair más caros del mundo. Así, cuando vemos las famosas, las divas de la música, actrices internacionales y adineradas en general, luciendo largas y voluminosas melenas, debemos recordar que es bien posible que esos cabellos hayan pertenecido a una miserable muchacha hindú.

No existen valores oficiales sobre el lucro obtenido por los administradores del templo. Especialistas del ramo lo estiman de 4,7 y hasta 20 millones de dólares por año sólo con el cabello.

Quién quiera saber un poco más sobre el día a día del templo de Tirumala  y con respecto al mercado internacional del cabello puede informarse con el documentario The Human Hair Trade (El mercado del cabello humano) dirigido por Adrian Fisk.

Traducciones: [email protected]

Ao longo das últimas duas décadas, o jornal A Nova Democracia tem se sustentado nos leitores operários, camponeses, estudantes e na intelectualidade progressista. Assim tem mantido inalterada sua linha editorial radicalmente antagônica à imprensa reacionária e vendida aos interesses das classes dominantes e do imperialismo.
Agora, mais do que nunca, AND precisa do seu apoio. Assine o nosso Catarse, de acordo com sua possibilidade, e receba em troca recompensas e vantagens exclusivas.

Quero apoiar mensalmente!

Temas relacionados:

Matérias recentes: