Galpão: 30 años de teatro popular

https://anovademocracia.com.br/99/09a.jpg
https://anovademocracia.com.br/99/09a.jpg

Galpão: 30 años de teatro popular

Print Friendly, PDF & Email
Romeu e Julieta, encenada há 20 anos e assistida por 40 mil pessoas, continua emocionando a plateia

En 2012, el Grupo Galpão conmemora 30 años del teatro popular más genuino y político del Brasil. Las conmemoraciones comenzaron en mayo, en Londres, con la presentación de “Romeo y Julieta” en el Shakespeare’s Globe. Después, pasaron por varias ciudades de Brasil para concluir la fiesta en Río de Janeiro, donde AND conversó con Eduardo Moreira, uno de los fundadores del Grupo Galpão.

– Creo que teníamos que celebrar nuestros 30 años porque es un grupo que consiguió consolidarse, con una propuesta de trabajo, de investigación de lenguaje, con un teatro de grupo, que es muy difícil de acontecer en el Brasil. En ese sentido, la trayectoria del Galpão es una trayectoria victoriosa, apunta para muchas personas, principalmente las más jóvenes, que ese es un camino posible.

Y cuando el actor se refiere a la trayectoria del Galpão, él está hablando de un grupo de actores que funda una compañía de teatro en 1982, que escenificó 20 espectáculos para más de un millón y medio de espectadores, ganó más de cien premios en Brasil, se presentó 2.500 veces en más de 600 ciudades, en 18 países diferentes y participó de 41 festivales internacionales y otros 70 nacionales. Y el Galpão no es sólo eso. Además de todo el trabajo teatral realizado por sus 12 actores, ellos también mantienen el Galpão Cine Horto, en Belo Horizonte (MG), un centro cultural donde son ofrecidos cursos, talleres y se promueve un encuentro del Grupo con el pueblo de la ciudad.

Según Eduardo, para el Galpão, el encuentro con el público, comunicarse de la manera más directa posible con su espectador, es un punto central:

– Yo creo que el Galpão se preocupa en siempre buscar una comunicación directa con el público, de hacer un teatro que comunica, que tiene algo a decir para el público. Creo que uno de los grandes problemas del teatro es la falta de claridad con lo que usted quiere decir, entonces esa comunión, esa recepción del espectáculo a través del público es muy importante para nosotros.

Creo que nuestro teatro mezcla entretenimiento con reflexión, cuestiones importantes de la contemporaneidad para que las personas reflexionen sobre los problemas del mundo. Nosotros deseamos que el público, primero, desarrolle el  gusto por el teatro. Y después que él piense, que él quiera mejorar el mundo, ayudar a hacer con que el mundo sea mejor, más educado, que las personas se respeten más, que exista un principio de vivencia más humano e igualitario, y la gente refleja esas preocupaciones en el teatro que hacemos – continúa Eduardo Moreira.

Y el Grupo consigue llevar todas las reflexiones sociales y políticas para el teatro a través de una vena cómica, que divierte sin embrutecer el espectador. Además, el lenguaje utilizado por el Grupo también es esencial. Ellos consiguen unir lo contemporáneo a la tradición, lo popular al erudito, el escenario y la calle, mostrando versatilidad y creatividad.

– Creo que tiene un poco a ver con la formación del grupo. El Galpão es un grupo de actores que trabaja con diferentes directores. Entonces creo que nuestro lenguaje, de cierta manera, es una suma de las influencias de esos directores, de esos lenguajes, de esas maneras distintas de ver el teatro, que nosotros trabajamos en los últimos 30 años. Entonces eso creó un grupo que es multifacético, un grupo que tiene muchas caras. Nuestros trabajos tocan en cosas estéticas y filosóficas muy distintas. Realmente tiene eso de contemporáneo y de tradicional, de brasileño y de universal, de popular y de erudito, de la calle y del escenario, son varios elementos distintos, pero que intentamos hacer una fusión, una síntesis de eso todo en una cosa que es esencialmente muy brasileña porque lo que caracteriza nuestra cultura es esa absorción, es un caldero cultural – explica Eduardo Moreira.

Romeo y Julieta

El Parque Madureira, en el barrio de Madureira, zona norte de Río de Janeiro, quedó repleto de familias, jóvenes, niños, todos muy atentos a aquella historia antigua y a la vez actual representada en el centro de la plaza, en el Escenario del Samba. Todo el mundo paró para ver, quedaron de pie, se sentaron en el suelo y por una hora y media se deleitaron con el mejor teatro de Brasil. Era el pueblo en la plaza para ver el Grupo Galpão.

La historia de Romeo y Julieta, mesclada con músicas regionales – encantó e hizo cantar los presentes – que acompañaban los actores, cantando en voz baja.  La obra, que es escenificada hace 20 años por el Galpão y ya fue vista por 40 mil personas, continúa a emocionar. Y Eduardo Moreira cree que el éxito del espectáculo se debe al mirar brasileño que el Grupo consiguió imprimir en el montaje:

– La obra tiene un mirar sobre la historia de Romeo y Julieta que es muy brasileña. Es una obra contada a través de la ingenuidad, enfocado en la cultura popular, eso cautiva mucho las personas. El éxito del espectáculo es una consecuencia de eso.

Próximos proyectos

Y aún con sus 30 años, el Galpão no piensa en parar. El Grupo está montando un nuevo espectáculo para 2013. Con dirección de Gabriel Vilela, mismo director de Romeo y Julieta, están montando la pieza Los gigantes de la montaña, último texto del dramaturgo italiano Luigi Pirandello.

– Es una fábula que coloca una discusión sobre el lugar del arte, de la poesía, en el mundo de hoy dominado por el pragmatismo, por el capitalismo, por el censo práctico, entonces ¿cuál es el lugar posible del arte en ese mundo? Llevar ese espectáculo para la calle va a ser muy interesante ese encuentro con el público de la calle, especialmente con un proyecto de esa calidad – explica Moreira.

Y la idea  del Galpão es continuar ocupando todos los lugares, todas las plazas posibles, llevando el teatro popular, el teatro que quiere contribuir con las reflexiones políticas y sociales para el pueblo brasileño.

Traducciones: [email protected]

Ao longo das últimas duas décadas, o jornal A Nova Democracia tem se sustentado nos leitores operários, camponeses, estudantes e na intelectualidade progressista. Assim tem mantido inalterada sua linha editorial radicalmente antagônica à imprensa reacionária e vendida aos interesses das classes dominantes e do imperialismo.
Agora, mais do que nunca, AND precisa do seu apoio. Assine o nosso Catarse, de acordo com sua possibilidade, e receba em troca recompensas e vantagens exclusivas.

Quero apoiar mensalmente!

Temas relacionados:

Matérias recentes: